Castell Formós.

ANTIGUA ZUDA ÁRABE DEL S. IX HASTA EL XIV

Mapa del Castell Formós. Haz Click para ampliarlo.

Para llegar al castillo podemos hacerlo caminando por la calle Torrent (Torrente), que nos llevara a uno de los portales de entrada de la ciudad, muy cerca del castillo, o por el llamado "viacrucis", cerca del puente de Sant Miquel (San Miguel). Con cualquier vehículo podemos llegar por un desvío que hay en la carretera de Tremp, que nos llevará al santuario del Sant Crist (Santo Cristo) y al Castell Formós. El castillo esta abierto todos los festivos y fines de semana. Para visitas colectivas entre semana hay que ponerse en contacto con la Oficina de Turismo en el Ayuntamiento, Plaza Mercadal, 1 o a través del teléfono (973) 44-66-06.

Las excavaciones efectuada en el Castell Formós han demostrado que, por ahora es el lugar donde más temprano se asentó el hombre en Balaguer. La colina permaneció ocupada continuamente, sobre todo por su situación estratégica.

La primera mención escrita que se refiere al Castillo es un documento árabe que nos informa de una campaña contra el Conde Barcelona y del inicio de la construcción del Castillo. Fue en el año 897 / 898 cuando Lubb b. Muhammad derrotó a Guifrè el Pilós y comenzó a levantar la fortificación. Bajo Abd al-Raman III, el Castillo de Balaguer, se convirtió en una importante fortaleza fronteriza.

Durante el siglo XI el Castillo se transformará de un lugar puramente defensivo en una residencia señorial. El nombre de Zuda, apelativo que tomará a partir de aquel momento, indica claramente esta doble función. Los restos arqueológicos también confirman este hecho: las yeserías que hoy guarda el Museo de la Noguera son el máximo exponente del palacio andalusí que, alrededor del año 1.046/1.047, levantará Ysuf al-Muzaffar.

Con la conquista de Balaguer (1.105) por las tropas de Ermengol VI, el Castillo entra en la fase cristiana, y pasa a ser residencia temporal de los sucesivos Conde de Urgel hasta el año 1.314, momento en que Alfonso de Aragón convierte Balaguer en la capital del condado y el castillo en sede permanente. Esto significará que el castillo se verá sometido a grandes reformas constructivas de carácter palaciego. Este será el origen del nombre de "Castell Formós", Castillo Hermoso.

Desgraciadamente un asunto político, el Compromiso de Caspe, fue el responsable de la desaparición del castillo (sitio de 1.413) a manos de las tropas de Fernando de Antequera, y también la desaparición del Condado de Urgel con su último conde, Jaime II, el Desventurado.

El recinto del castillo tiene una planta más o menos rectangular (140 m. x 70 m. aproximadamente). Esta planta se adapta al terreno, con lados en fuerte pendiente hacia el barranco y el río.

En la cara norte hay cinco torres, restos de la fortificación de finales del siglo IX, construida sobre un foso recortado a la terraza natural cuaternaria. La apertura de una puerta a través de la torre central corresponde a los siglos XII-XIII. En la cara este se conserva parte de la muralla, completamente restaurada, desde donde podemos ver, subiendo por unas escaleras, una hermosa panorámica. A partir de este punto, el perímetro fue completamente reconstruido en el año 1967. Al final de este lado se pueden ver los restos de una torre construida o reconstruida en el siglo XI. En la cara sudoeste casi toda la muralla esta destruida. En esta zona, muy probablemente, estaba la entrada original del castillo. En la cara oeste hay una torre cuadrada que sobresale del lienzo de muralla.

En el interior podemos hallar muestra de las diferentes intervenciones arqueológicas como una balsa de mitad del siglo XI, que formaba parte del conjunto palatino de este sector. Al lado de la balsa, encontramos restos de una gran cámara rectangular, seguramente una habitación importante, a juzgar por el material recuperado. También puede visitarse una cámara subterránea donde se encontraron interesantes restos.

Actualmente se han practicado restauraciones y mejoras en la parte exterior y en los accesos. En el interior, además de las ruinas se hallan los depósitos de agua potable de la ciudad, construido en el año 1905.

Os recomendamos visitar el Museo Comarcal de la Noguera, (cerca de la Plaza Mercadal, en pleno Barrio Judío) donde podréis conocer mucho mejor el patrimonio islámico y condal de que dispone Balaguer, destacando una importante colección de yeserías y otros restos de este palacio taifa.

MENU

Iglesia de Sta. María. Arte en Sta. María. Murallas y puertas. Barrio Antiguo.
Plaza Mercadal. Barrio Judío.
Castell Formós (Castillo Hermoso).
Santuario del Sant Crist (Sto. Cristo).
Convento de Sant Domènec (Sto. Domingo).
Davant Balaguer (Barrio Moderno).

Indice Castellano Página Inicial